¡Y en un abrir y cerrar de ojos, ya estamos en el mes de febrero!  Es totalmente increíble ver cómo el tiempo en realidad se pasa volando.  Y precisamente el tiempo es lo que ha estado sobre mi en estos últimos meses.

Me he desaparecido un poco ya que estaba recibiendo el año haciendo unos ajustes en mi vida laboral.  Gracias a Dios todo va excelente en la escuela.  He podido ver muchos avances en todos los niños y la verdad que como maestra eso es muy motivante.  Decidimos dejar nuestro pinito de navidad y convertirlo en pinito de San Valentin y a los niños le encantó!  Intercambiamos cartas con niños de otros países y eso les ayudó a ver que el mundo es mucho más grande que solamente su cuidad!

 

Debido a dichos avances es que se me asignó dentro de la institución una responsabilidad más ahora con alumnos de secundaria.  Estoy enseñando Historia Universal (en inglés) a mis hijos de secundaria.  Cuando me dijeron la materia que impartiría me emocioné mucho ya que es uno de mis fuertes.  Aquí lo difícil sería apasionar a los niños por la historia.  ¿Qué hacer con adolescentes que no aprecian el valor de la historia?  La verdad, todavía lo estoy descubriendo.  Pero por lo pronto la técnica que he utilizado me ha dado resultados hasta ahora.  Por supuesto hay que entender que impartir cátedra no solo es voy me paro enfrente y leo.  Involucra planeación, checar tareas, elaborar y revisar exámenes, etc.  Esto es lo que me había mantenido un poco al margen de publicaciones.  Aunque a decir verdad, tengo varias ahí ya apunto de salir al aire ;).

Por lo pronto, espero que este 2017 les esté tratando bonito!